Yoga Mamá e Hijo (a) en Viña del Mar

42939517_10217580482084377_4246641908828340224_n

¡Quieridas Mamitas!
Este miércoles 10 de octubre a las 16:30 hrs. comenzamos con nuestras clases regulares de Yoga Mamá e Hijo (a), 1 vez por semana, en el Centro “Toque Nativo” ubicado en San José Oriente # 139 -Agua Santa- Viña del Mar.

Las clases son para niños entre 3 y 10 años.

Valores:
-Mensualidad: $24.000 (4 clases al mes)
-Clase de prueba: $6.000
-1 Clase: $8.000
***Lo anterior incluye a mamá e hijo.

El hacer yoga en familia es una bella instancia de comunión y conexión entre papis e hijos. Es bello darse la oportunidad de abrirse a experimentar nuevas cosas con los hijos, y sobre todo si son momentos que les traen numerosos beneficios como lo es practicar yoga en conjunto

Bailamos, cantamos, nos reímos, las mamás vuelven a ser niñas y desde esa conexión con sus niñas internas conectan con sus hijos desde un espacio íntimo y diferente👧💜👦

Nunca es tarde para volver a ser niños y sobretodo si lo harás en compañía de tus hijos. .
Recuerda que para ellos eres su mayor ejemplo

Aprenderán juntos:

-Meditaciones de Comunicación Celestial en pareja (Mantras Musicalizados)
-Entretenidas posturas y/o asanas
-Juegos
-Bailes
-Canciones
-Técnicas de Relajación, respiración y mindfulness en pareja

-Técnica de “Afirmaciones Positivas” y más…

¿Por qué hacer yoga junto a tus hijos?, porque:

-Mejora la comunicación familiar
-Mejora la expresión de sentimientos tanto de niños como padres
-Afianza el vínculo y lazos emocionales
-Estimula la confianza entre padres e hijos
-Potencia la conexión con uno mismo y el otro.

Para reservas, consultas e inscripciones al correo cambiemoslaeducacion33@gmail.com
o al whatsapp +56973901582

¡Te esperamos!

dbd5333ae5a9bc23b76107d31d0e9766 (2)

Taller Yoga Mamá e Hijo (a) próximamente en Viña del Mar

mama-e-hija-haciendo-yoga
¡Hola queridas amigas!
 
Quiero contarles que próximamente comenzaremos con las clases de Yoga Mamá e Hijo (a) en el Espacio “Toque Nativo” en San José Oriente #139 en Agua Santa, Viña del Mar. 
 
Las  clases serán para niños entre 4 y 10 años.
 
Les informo que las clases serán 1 vez a la semana,  entre lunes y viernes, de 16:30 a 17:30 hrs. Aún no decido el día exacto, pues debo ver aún algunos detalles.
 
El valor mensual de estas clases será de $24.000 correspondientes a 4 clases al mes. Esto incluye a madre e hijo (a)
 
En cada clase podrán disfrutar junto a sus hijos de:
-Meditaciones de Comunicación Celestial en pareja
-Entretenidas posturas y/o asanas
-Mantras
-Juegos
-Bailes
-Canciones
-Técnicas de Relajación, respiración y mindfulness en pareja
-Técnica de “Afirmaciones Positivas” para la confianza y autoestima y más…
 

¿Por qué hacer yoga junto a tus hijos?, porque:

-Mejora la comunicación familiar
-Mejora la expresión de sentimientos tanto de niños como padres
-Afianza el vínculo y lazos emocionales
-Estimula la confianza entre padres e hijos
-Potencia la conexión con uno mismo y el otro.

Y por muchos motivos más, y el más importante que te das un espacio de comunión con tu hijo en que los dos están totalmente compenetrados el uno con el otro.
Sin duda es una bella instancia en que podrán aprender en la compañía de sus hijos, herramientas que los ayudarán a afianzar su vínculo aún mas.  
 
Si estás interesada, puedes ya reservar tu cupo. Pues te cuento que por tema de espacio los cupos son ¡LIMITADOS!
Un abrazo de luz
SAT NAM
dbd5333ae5a9bc23b76107d31d0e9766 (2)

Libros para practicar Mindfulness en Familia

9788417030193

¿Quieres practicar mindfulness en tu hogar junto a tus hijos, por medio de divertidos juegos y estrategias? Entonces estos libros son para ti.

Pero primero tú te preguntarás: ¿Qué es el Mindfulness?

Es prestar atención al momento presente con total aceptación y sin juzgar.

“Cuando aceptamos lo que ocurre y abandonamos la lucha contra ello, podemos hallar una mayor paz y una mayor perspectiva”

“Cuando estamos en el presente no estamos en el futuro, preocupados por algún escenario de pesadilla que todavía no ha ocurrido. Tampoco estamos en el pasado, reviviendo experiencias terribles o embarazosas”.

Dr. Chistopher Willard

Entre algunos de los beneficios del Mindfulness en los niños podemos encontrar:

-Ayuda a dormir mejor

-Mejora el aprendizaje 

-Aumenta la atención y concentración

-Favorece la creatividad y el rendimiento académico

-Disminuye el estrés y ansiedad

-Fomenta paz, tranquilidad y equilibrio

-Estimula la correcta identificación, regulación y expresión de las emociones

-Incrementa la seguridad

-Aumenta la conciencia de su ser

-Desarrolla la empatía y la compasión hacia sí mismos y los demás

-Incrementa la paciencia

-Mejora la tolerancia a la frustración

-Incrementa la felicidad

y mucho más…

Aquí te dejo el listado de libros. Para compras y más información de los libros, haz clik en el enlace que se adjunta en cada uno de ellos:

-Mindfulness para padres e hijos de Christopher Willard
“Introducir mindfulness en la vida de nuestros niños y adolescentes es el mejor regalo que podemos brindarles. Esta técnica desarrolla la inteligencia emocional, aumenta la felicidad, alimenta la curiosidad y el compromiso, reduce la ansiedad y canaliza las emociones complejas y las experiencias traumáticas…” http://amzn.to/2oUU0ee

-Respirad. Mindulness para padres con hijos adolescentes de Eline Snel
“Respirad está escrito tanto para padres y padrastros de adolescentes como para terapeutas y profesores. Eline Snel nos enseña cómo no reaccionar de inmediato ante tu hijo.Propone estar plenamente presentes en la turbulencia en la que se encuentra. Lo que hace falta es estar abiertos, sin juzgar, con una atención amable y consciente…” http://amzn.to/2oRGM25

-1, 2, 3, ¡Respira! de Carla Naumburg 
“Gracias a los divertidos juegos, actividades y ejercicios que contiene, podrás guardar la compostura, utilizar el mindfulness con tus hijos y proporcionarles las habilidades que necesitan para gestionar mejor el estrés, las emociones difíciles y los problemas de atención.
Las crisis son inevitables, pero con este libro sabrás qué hacer para restaurar la paz…” http://amzn.to/2oS4I5t

-Plantando semillas de Thich Nhat Hanh 
“Plantando semillas es una visión completa de todas las prácticas utilizadas durante décadas por Thich Nhat Hanh en su trabajo con niños. Es un libro repleto de actividades didácticas que pueden ayudar a niños y adultos a liberarse del estrés, aumentar la concentración y la confianza en sí mismos, enfrentarse a las emociones difíciles, mejorar la comunicación o cultivar la paz. Incluye cerca de 30 ilustraciones a todo color y un CD con canciones y ejercicios de meditación fáciles de practicar…” http://amzn.to/2oSpp0T

-Mindfulness para niños de Paloma Sainz Martínez Vara de Rey
“Mindfulness para niños está pensado para que tanto los padres como los niños puedan acercarse a la meditación y ponerla en práctica en su día a día. A través de ejercicios muy sencillos, y una práctica diaria, aprenderemos a conectar con nuestra respiración y nuestro cuerpo, a practicar la atención plena y a tomar distancia de nuestros pensamientos y emociones…” http://amzn.to/2tk5EoA

-Meditación Para Niños de Luis López González
“Dirigido tanto a padres como a psicólogos y educadores, el libro contiene ejercicios sencillos y divertidos para que el pequeño tome consciencia de su postura, sus movimientos y su respiración, y descubra cómo construir un lugar de paz en su interior. Meditación para niños nos enseña a guiar a nuestros hijos, desde los primeros años, en una apasionante aventura que les ayudará a encontrar la paz y la serenidad en todas las facetas de su vida…” http://amzn.to/2I2x8lY

dbd5333ae5a9bc23b76107d31d0e9766 (2)

Meditaciones de Comunicación Celestial y su efecto positivo en los niños (cantos, mantras, música, movimiento, baile)

yoga-para-nic3b1os

En  este artículo plantearé el efecto positivo que tiene el trabajar Meditaciones de Comunicación Celestial en los niños.

Como mencionaba con anterioridad en otro artículo, la M.C.C es una herramienta que puede ser utilizada por todas las personas sin importar su edad. Cuando hablamos de niños específicamente, estas logran tener gran impacto trascendental, pues mientras a más temprana edad utilicemos estas estrategias tan integrales y sanadoras, mayores serán los beneficios que tendrán las próximas generaciones en el transcurso de su vida.

No hay que olvidar que es en nuestra niñez donde se gestan y toman forma todas nuestras creencias, ideas y percepciones que tenemos sobre nosotros mismos, los demás y nuestra realidad. Un niño es el reflejo y espejo de las vivencias que experimenta día a día con sus más cercanos. Hace suyas como una esponja las ideas y creencias de sus padres y figuras significativas respecto a su persona y la vida en general. Cualquier experiencia negativa o positiva que viva queda grabada en el bagaje de su conciencia y creencias que es lo que más adelante proyecta y experimenta en su vida adulta.

Hoy en día ya es irrefutable la conexión que existe entre nuestros pensamientos, emociones y nuestro cuerpo. De este modo sabemos que cualquier experiencia vivida impacta directamente en nuestro cuerpo, ya sean positivas o negativas. Es como si nuestro cuerpo fuera un lienzo, y el pincel y las pinturas fueran nuestros pensamientos y sentimientos, nuestra mente. Llegamos de esta manera a darnos cuenta que herramientas como estas juegan un papel primordial a la hora de querer trabajar, trascender, cambiar, transmutar todo aquello que nos aleja de nuestro estado de bienestar, salud, armonía y felicidad, a través del contacto y reconocimiento que podamos tener con nuestro cuerpo, mente y espíritu, ya sea a través del movimiento y la música.

“La Comunicación Celestial es una disciplina en la cual te comunicas con el Dios Infinito a través de tu cuerpo, mente y alma. Entrelaza los tres. La corriente de sonido está allí, la mente está allí y el cuerpo está allí. Es muy sutil y eficaz”

Yogi Bhajan

En la actualidad contamos con una educación y un entorno que nos hace desconectarnos de nosotros mismos, de nuestra verdadera esencia. Podemos ver niños y niñas estresados, agobiados, ansiosos, con déficit en su atención, abrumados por las exigencias que imperan hoy en la sociedad. Nuestros niños de hoy serán los adultos del mañana, ¿queremos adultos desconectados y alejados de sí mismos o adultos conscientes de su divinidad, fuerza y poder personal?

 Hay que devolver la alegría, el gozo, la paz a nuestros niños y niñas, que recuerden que son uno con el infinito, pues cuando vuelves a ser consciente de esto vibras en sintonías altas, te transformas, sanas. Qué mejor herramienta entonces para que los más pequeños eleven sus vibraciones. Que puedan trascender y transformar las memorias de su cuerpo, mente y alma hacia algo más saludable y positivo a través del movimiento, la música, el baile y el canto que nos proporcionan las Comunicaciones Celestiales.

“Tú tienes la llave del mañana. El vacío mental, el aburrimiento físico, la bancarrota espiritual es lo que la gente padece en la actualidad y tú puedes liberarlos totalmente de esto con solo dar clases o talleres de Comunicación Celestial. Tú puedes aprenderla y practicarla”

Yogi Bhajan

SAT NAM

dbd5333ae5a9bc23b76107d31d0e9766 (2)

Ejercicios de respiración para niños

Una correcta respiración es fundamental, no sólo para sentirse vivo, sino también para mantener la tranquilidad alejando el estrés. Los niños también padecen en muchas ocasiones de este problema ya sea por inconvenientes en la escuela o alguna situación en el hogar. Por esta razón, es importante que enseñes a los más pequeños a respirar correctamente.

Es importante que los niños aprendan a conectarse con ellos mismos a través de la respiración. Eres la persona indicada para guiarlos en su camino, así que presta atención a los ejercicios de respiración que te entregaré.

Ejercicios de respiracion para ninos 4

Imagina que hueles una flor

Todos hemos apreciado el perfume de una bella flor, es una sensación relajante y placentera, y este sencillo ejercicio es importante para los niños. Motívalo a que imagine que huele una flor, dile que inhale por la nariz y exhale por la boca, liberando una gran cantidad de aire. Sí, justo como si estuvieras suspirando. Bien, con este movimiento de respiración el niño podrá liberarse de cualquier tipo de tensión.

 Ejercicios de respiracion para ninos 2


Respira y silba

Guía al niño a que respire por la nariz, inhalando profundamente y exhalando por la boca soltando una especie de silbido lento y muy largo. La acción de exhalar largamente va a permitir que el pequeño frene su velocidad interior si tiene algún sentimiento de rabia o ira. Esta clase de respiración es magnífica para calmarlos y tranquilizarlos.

Ejercicios de respiracion para ninos

Es tiempo para respirar

Tomar un tiempo para respirar es importante. Las pausas que el niño realice mientras respira son vitales para ayudarlos a pensar mejor las situaciones, bajar el nivel de estrés y será un estupendo momento para que él descanse. Este movimiento lo pueden hacer juntos: inhalen por la nariz y hagan una pausa, exhalen por la nariz y hagan otra pausa. Ahora ambos inhalen y cuenten 4 tiempos, hagan un alto en la respiración, cuenten 1 o 2 veces y exhalen. Verás que este ejercicio de respiración los hará llegar a las nubes.

Ejercicios de respiracion para ninos 3

Respira como un conejo

La mejor vía para enseñar a un niño es la imaginación, enséñale un movimiento que a mí me encanta, la respiración tipo conejo. Ésta la puedes lograr si olfateas rápidamente por 3 tiempos y finalizas con una larga y prolongada exhalación. Si implementas esta técnica de respiración podrás contribuir a la limpieza de las vías respiratorias del niño. También lograrás bajar sus niveles de rabia cuando esté molesto.

Ejercicios de respiracion para ninos 6

Respiración de elefante

La respiración tipo elefante es muy divertida para los pequeños. Presta atención, debes hacer que el niño esté parado con los pies separados enlazando sus manos frente a su pecho y colocando sus brazos frente al cuerpo hacia el frente. Hecho esto, indica al niño que respire por la nariz mientras levanta los brazos llevándolos hacia la cabeza; seguidamente, el niño debe exhalar por la boca mientras baja los brazos y los posiciona entre las piernas. Simple ¿verdad? te recomiendo que el pequeño haga este movimiento por 3 o 4 rondas.

Ejercicios de respiracion para ninos 8

Como ves, estos sencillos ejercicios para la respiración en niños están llenos de creatividad. La simpleza de esta rutina puede significar una vida libre de tensiones. Recuerda que la niñez es una de las etapas más hermosas de la vida de un ser humano. Implementa estas técnicas de respiración y verás que el niño vivirá con una sonrisa en la cara.

 CRISTIAN MENDOZA

Fuente: VIX.COM

El Poder de la Gratitud: Conecta con tu Abundancia

slider3.png

Al despertar cada mañana me doy un tiempo para agradecer todo lo que es parte de mi vida, mi salud, mi hogar, mi esposo, mi familia, amigos, mis sueños, objetivos, mi misión…,tantas cosas. Al hacerlo me siento tan bien, me siento abundante, siento que tengo todo lo que necesito, que no me falta nada para entregarme a vivir el nuevo día. Es verdad este sentimiento de plenitud que se despierta en ti cuando agradeces, te da a entender que no estás solo, que independientemente de las personas que te rodean y acompañan, que forman parte de tu vida día a día, hay algo más, alguien más que se ocupa de ti y quiere apoyarte y proporcionarte lo mejor de la vida, solo que muchas veces no podemos verlo y por lo tanto no estamos dispuestos a aceptarlo.

Siento que hemos sido criados en una sociedad que ha ido perdiendo poco a poco su capacidad de asombro, la capacidad de maravillarse, contemplar las pequeñas cosas de la vida.  En una sociedad que vive de las apariencias, donde prima el consumismo, que piensa que son las cosas externas las que nos proporcionan la plenitud y felicidad. Esto nos ha llevado a no saber apreciar y agradecer los pequeños detalles. Es como que las personas anduvieran con una venda en sus ojos e hicieran caso omiso a todas las maravillas que nos proporciona la vida cada día. Debido a tanta sobreestimulación y pocos ratos de contemplación y silencio, se nos hace difícil agradecer por ejemplo el simple hecho de despertarse cada mañana, agradecer estos detalles que hacen que la vida sea lo es que es, simple; pues ya pasan desapercibidos ante nuestra mirada que ya ha perdido toda capacidad de asombrarse ante lo bello y simple de nuestra existencia. Fíjense en un niño, los niños se maravillan y disfrutan contemplando la lluvia, una mariposa…, ellos viven en un estado de agradecimiento y abundancia constante. Siéntate un día cualquiera en un parque o una plaza, solo siéntate, observa la naturaleza que te rodea, date la oportunidad de contemplar, de asombrarte ante lo que tienes a tu alrededor,  llegará un momento en que te sientas tan, tan lleno, tan en paz, tan satisfecho, eso es la abundancia,  y sin ni siquiera pensarlo saldrá de tus labios un gracias.Este es un ejercicio que me doy el tiempo de hacer en ocasiones, cuando siento que algo no va bien, cuando me estoy fijando más en las carencias que en todo lo bueno que tengo en mi vida, lo hago y siento que vuelvo a conectarme otra vez. A conectarme conmigo, con la magia y la prosperidad de la vida.

3.jpg

Al agradecer conectas con tu Abundancia que es una con la Abundancia Universal. Al decir Gracias, vibras en sintonías altas, te sientes bien, el Universo te responde de esta forma con más experiencias alineadas con tu bienestar y por las cuales estar agradecido. Un Gracias es volver a la Fuente, la Fuente de Infinita Abundancia de la cual tú formas parte.

Otra alternativa que te propongo para que vivas en un estado de agradecimiento, es que lleves un “Cuaderno de la Gratitud”, en el cual vayas anotando todas las cosas, experiencias por las cuales te sientas agradecido. Y LAS HAY, todos tenemos cosas por las cuales agradecer, solo que tenemos que de una vez sacarnos esa venda de la que hablaba arriba, abrir bien nuestros ojos, abrirlos a la BONDAD de la vida. Verás que mientras vayas anotando y experimentes el sentimiento,  irán apareciendo más cosas por las cuales te sientas agradecido, aumentarán, esa es la abundancia, pues al decir gracias le estás diciendo a la Vida que aprecias todo lo que te da, lo que tienes. Actúas desde tu prosperidad, no desde tus carencias, no desde lo que te falta, y de esta forma la vida te entrega más de lo mismo, más experiencias gratificantes y maravillosas.

Lo que pasa cuando te quejas y no eres agradecido por todo lo que vives, sea lo que estés viviendo, es que estás actuando  desde la escasez, la carencia, te desconectas del foco de tu abundancia, y por lo mismo seguirás recibiendo experiencias alineadas con esa vibración.  Te pondré un ejemplo: Si quieres cambiar de trabajo, pues en el que estás no te sientes cómodo, el que vivas quejándote, manifestando: “Estoy aburrido, ya no aguanto más, hasta cuándo”…, el nuevo trabajo que quieres tardará en llegar a ti, y puede que hasta no llegue, pues la señal que envías al Universo es de queja, carencia, entonces seguirás recibiendo lo mismo de vuelta. En cambio si cambias tu actitud (aunque te cueste, no lo dudo que sí al principio) y dices: “Agradezco este trabajo, pues gracias a el pago mi arriendo, mi casa …, con amor te libero, pues sé que merezco algo mejor”, ves cómo cambiamos las manera de ver la situación, ¿hay alguna queja aquí?, no, de esta forma el trabajo nuevo que tanto deseas no tardará en manifestarse.

“La gratitud produce más cosas por las que estar agradecido; aumenta la abundancia. La falta de gratitud y las quejas producen poco de qué regocijarse. A los quejicas siempre les parece que hay pocas cosas buenas en su vida, y no disfrutan de lo que tienen. El Universo siempre nos da lo que creemos merecer. A muchos nos educaron para fijarnos en lo que no tenemos y sentir solo carencias. Partimos de una creencia en la escasez y luego nos preguntamos por qué está tan vacía nuestra vida. Si pensamos que no tenemos una serie de cosas y que no seremos felices mientras no las tengamos, dejamos en suspenso la vida. Entonces lo que el Universo oye es: “No tengo tal o cual cosa y no soy feliz”, y eso es lo que conseguimos” Louise Hay

El agradecimiento es un arte, un arte que te enseña que hasta los eventos que pueden parecer “malos” o desafortunados tienen algo a lo que dar gracias. Siempre es así, pues el agradecer todo evento de tu vida te hace conectar con la sabiduría que te permite comprender que todo tiene algo que enseñarnos, aportarnos, que nada resta, que todo suma. Que toda circunstancia en ocasiones desagradable, tiene un mensaje que nos ayuda a evolucionar y crecer. Imagínate que desde hoy comenzaras a actuar de esta manera, los cambios maravillosos que podrías experimentar.

Te doy otro consejo, cada mañana al despertar afirma: “VIVO EN UN ESTADO DE AGRADECIMIENTO CONSTANTE. AMO LA VIDA Y LA VIDA ME AMA”.

Aquí te adjunto también el “Tratamiento de Gratitud” de Louise Hay, para que lo digas cada día, verás los cambios maravillosos que experimentarás en tu vida. Y recuerda siempre, tu naturaleza es la Abundancia, solo debes conectar con ella.

Hoy es otro precioso día sobre la Tierra y voy a vivirlo con alegría.
Hoy soy una persona nueva, me relajo y libero mis pensamientos de toda tensión.
Nadie, ningún lugar ni ninguna cosa me puede irritar ni molestar.
Estoy completamente en paz.
Soy una persona libre que vive en un mundo que es reflejo de mi amor y mi comprensión.
Yo no estoy en contra de nada.
Yo estoy a favor de todo lo que mejore la calidad de mi vida.
Yo utilizo mis palabras y mis pensamientos como instrumentos para dar forma a mi futuro.
Yo expreso mi gratitud con frecuencia y busco cosas por las cuales dar las gracias. Mi vida está llena de agradecimiento.
Yo soy uno/a con el Poder que nos ha creado.
Yo estoy seguro/a y a salvo, y todo está bien en mi mundo.
Así es, gracias amado Universo.

710n6j76hrl-1Si quieres acceder a compras y más información del libro de Louise Hay, entra a este enlace: “Gratitud: Dar gracias por lo que tienes transforma tu vida”

1932487_10205060856181554_3718532437824620895_n-1-4 Evelyn Elorza H.

    Educadora Diferencial

   Líder de Talleres  Heal Your Life® , basados en la filosofía de Louise Hay
                                
    Creadora de:
    “Cambiemos el Mundo, cambiemos la Educación”

Eline Snel: “Una mente no estresada aprende mejor”

La terapeuta holandesa desarrolló un método de mindfulness para chicos que busca estimular la capacidad de atención enfocada no sólo en el entorno sino también en los sentimientos.

Eline Snel durante su visita a Buenos Aires

Tanquilos y atentos como una rana. Ésa es la actitud que propone Eline Snel que adopten los chicos y, para lograrlo, esta terapeuta holandesa desarrolló un método de mindfulness especial para niños, que tiene como objetivo estimular la capacidad de atención. Una atención enfocada hacia el entorno, sí, pero también hacia los sentimientos propios y ajenos; ésa es la forma que -sostiene Snel- les permitirá enfrentar las sobreexigencias a las que hoy se ven sometidos dentro y fuera de la escuela.

“Mindfulness puede ser lo mismo que la meditación, es una parte de la meditación -comienza diciendo Snel-. Pero meditación no es lo mismo que mindfulness: éste es un método educativo que incluye la meditación, pero también la reflexión, el llevar un diario, ejercicios de yoga, movimiento consciente y un compartir personal sobre experiencias que tenemos. Mindfulness quiere decir “ser consciente”.

-¿Qué utilidad tiene esta práctica para los chicos?

-En estos tiempos, los niños son increíblemente inquietos, sufren de ansiedades e incertidumbres. Y una de las cosas por las que es importante enseñar mindfulness es que cuando los chicos aprenden en el colegio todo aquello necesario para triunfar en la sociedad, no aprenden nada acerca de su mundo interior. Así, sólo una parte de ellos es la educada, y cuando uno quiere modificar ciertas conductas, como el comportamiento inquieto, necesita que los niños sean conscientes de sus sentimientos, de sus pensamientos, de las señales de su cuerpo y de la tendencia a reaccionar de manera inmediata. Por eso en los cursos de mindfulness aprendemos a parar, a sintonizar, a mirar lo que nos sucede por dentro, para que ellos puedan tener una opción a la hora de responder a lo que está sucediendo.

-¿Por qué esta metodología está dirigida a chicos de entre 5 y 12 años?

-Cuanto más joven uno comience con ejercicios de mindfulness, es mejor lo que se puede lograr, especialmente en lo que respecta a las respuestas automáticas ante el estrés.

-¿El abordaje en los chicos es similar al de los adultos?

-Jon Kabat-Zinn desarrolló hace 40 años los cursos para adultos, y yo desarrollé un curso para chicos que incluye mucho más juego y meditaciones más cortas. También hay una gran diferencia en el uso de las palabras. A veces usamos la palabra “concentración”, pero la mayoría del tiempo usamos la idea del foco de una linterna de bolsillo como una metáfora de cómo uno usa la atención. Uno puede apuntarla hacia afuera, hacia un sonido o un conflicto, pero también la puede dirigir hacia adentro.

-¿Cuáles son los ejercicios para los chicos?

-El ejercicio más básico es el de la rana, en el que se aprende a hacer foco en el movimiento de la respiración. Cuando uno hace foco en este movimiento, uno sale de su cabeza y entra en su cuerpo; uno realmente puede sentir el movimiento de la respiración. Y es imposible pensar al mismo tiempo en que uno es consciente de la respiración. Elegí la metáfora de la rana a,porque todos los chicos conocen las ranas, y se dan cuenta de que las ranas pueden sentarse muy quietitas, pero al mismo tiempo hacer movimientos enormes, como hace nuestra mente. En el aula, les decimos que piensen en sus vacaciones favoritas, y ahí se dan cuenta de que sus cuerpos pueden estar aquí, pero sus mentes en cualquier otro lado. Están de una manera muy juguetona entreanando el músculo de la atención. Otro ejercicio básico es el test del espagueti. Los padres habitualmente dicen a sus chicos “debes estar un poco más tranquilo” o “tranquilizate”. Pero los niños no saben qué es lo que quiere decir estar calmado. En el test del espagueti les enseñamos que ellos pueden estar tan tensos como un fideo crudo, y cuando uno está así prácticamente no respira. Un montón de chicos pueden sentir esa tensión al estar permanentemente mirando una pantalla o jugando un juego de computadora, pero no son conscientes de esa tensión. Por otro lado, aprenden lo que es el sentimiento de relajación completa, comparándolo con un fideo al dente. Éste no es un ejercicio de relajación, sino que tiene que ver con ser consciente.

-¿Qué habilidades de los chicos se pueden estimular mediante el mindfulness?

-La atención como concentración es una de las cosas, pero también el ser conscientes y darse cuenta de sentimientos como el enojo, la tristeza o el miedo. Tiene más que ver con darse cuenta de que no pueden cambiar sentimientos que tienen, pero que sí pueden cambiar la forma en que se relacionan y lidian con las emociones, y así aprender a regularse emocionalmente. Lo tercero que se aprende en las lecciones de mindfulness es acerca de la compasión y la autocompasión: se dan cuenta de que la mayoría de los pensamientos como “soy un perdedor”, “soy feo”, “nunca voy a tener éxito” no son hechos, sino sólo interpretaciones o juicios. Además de todo lo que aprenden en los cursos de mindfulnees, la función ejecutiva del cerebro aumenta: los chicos se vuelven mejores planeadores y aumentan de forma natural las posibilidades de hallar soluciones creativas. Una mente no estresada aprende mejor.

-Las habilidades que se trabajan con mindfulness, cómo la capacidad de conectar con los sentimientos del otro, ¿están presentes en los padres de hoy?

-Algunas familias tienen una forma natural de apoyar a sus hijos cuando tienen mucho estrés o están inseguros. Otros tienen talentos para ver a sus hijos y escuchar lo que realmente están diciendo. Pero hay un montón de padres, la mayoría, que crecieron en familias que dicen “no llores”, “no seas tan infantil”, “no te enojes”. Están muy lejos de sus propios sentimientos más incómodos, como el enojo o la tristeza. O a veces han sufrido un trauma en la infancia y se mantienen alejados de lo que es doloroso, y enseñan a los chicos a quedarse lejos de esos sentimientos. Además, en la sociedad en la que vivimos, cuando ambos padres están trabajando, muchos encuentran más fácil darles a sus hijos una tablet o un teléfono cuando están inquietos o estresados, en vez de sentarse juntos un rato.

-En su libro hay un énfasis en el uso del mindfulness para trabajar sobre los efectos de la sobreexigencia en los chicos. ¿No hay un riesgo de que los padres usen estas técnicas para poner la responsabilidad del manejo del estrés en los chicos y no analizar si la presión a la cual los están sometiendo es excesiva?

-Bueno, por supuesto, existe ese riesgo. De hecho, algunos padres simplemente tiran a sus hijos en el curso. Está presente el riesgo de de querer cambiar a los niños en vez de que los padres hagan el cambio. De todos modos, sigue siendo importante tener la posibilidad de que los niños aprendan ciertos valores de vida que se enseñan en el curso. Y cuando esta formación ocurre en el colegio, los niños aprenden a poder hablar con sus compañeros acerca de sus emociones, y se ayudan entre ellos. Luego, cuando llegan a sus casas, los niños no ignoran sus sentimientos, aunque a veces no son capaces de compartirlos con sus padres.

Tranquilos y atentos como una rana

Este libro propone una forma práctica de aplicar el método de mindfulness para niños en el hogar.

Sebastián Ríos

Fuente: LA NACIÓN

41sKQnJI0+L._AC_US160_.jpgPara compras y más información de los libros para niños y adolescentes de Eline Snel entra a este enlace: Libros de Eline Snel

Juego y aprendizaje

1499546901_76762083.jpg

Niños jugando: pequeños emprendedores

Numerosos estudios señalan que los niños (de entre 3 y 7 años) de las últimas décadas son menos activos y pasan mucho menos tiempo que anteriores generaciones en espacios abiertos y en la naturaleza. Estos niños desarrollan, a menudo, estilos de vida muy sedentarios ligados a un consumo excesivo de televisión y videojuegos. La investigación está demostrando que el juego no estructurado en entornos naturales, o abiertos e inspiradores, aumenta laautoeficacia de los niños, entendida esta como la consciencia de la propia capacidad/habilidad de resolver problemas y de alcanzar objetivos. Una autoeficacia que va a dinamizar algunas funciones ejecutivas como: a) la capacidad de fijar metas; b) de inhibir la respuesta y evitar la impulsividad; c) de focalizar la atención, y d) de perseverar en la acción.

La total ausencia de juego libre en entornos naturales, o por lo menos en entornos amplios y atractivos, podría suponer consecuencias en su desarrollo cognitivo, en la maduración neuronal, es decir, en el despliegue del propio talento. La investigación señala incluso que el juego en estos entornos reduce los síntomas del déficit de atención en algunos niños. En general crece la sociabilidad y se mejora, para poner un ejemplo, en asuntos tan vitales como respetar los turnos del juego sin perder el control.

Además, se ha constatado el hecho de que el exceso de pantallas va ligado a menudo al consumo de alimentos muy calóricos. En España se ha triplicado en los últimos treinta años el número de niños con sobrepeso (que llegan al 26,1%) u obesos (que llegan al 19,1%). El niño que juega en entornos abiertos/naturales gana en experiencias llenas de realidad y sobre todo despliega actividad física. Por su parte, el niño pasivo, cuando la sobreestimulación de las pantallas desaparece, puede convertirse en un ser que anda entre el aburrimiento y la ansiosa búsqueda de nuevos estímulos externos reclamando mucha atención de los adultos. Existen investigaciones que señalan que el exceso de exposición a las pantallas podría suponer problemas de atención a partir de los 7 años.
El juego infantil es aprendizaje. John Dewey, Maria Montessori, Jean Piaget, Lev Vigotsky o Jérôme Bruner, entre muchos otros expertos, psicólogos y pedagogos, señalan como el juego está detrás del desarrollo de las funciones cognitivas, del lenguaje, de la maduración motora. Sin embargo, parece que muchos padres y algunas escuelas no se lo creen, o por lo menos actúan como si no se lo creyeran.

Los niños de estas edades quieren jugar para saberse capaces, lograr que las cosas funcionen, construir artefactos que les hablen de sus progresos: quieren resultados, logros (un ejemplo casi universal es que a los niños les gusta construir cabañas en entornos naturales). Y esos logros son motivadores y nacen de poner atención y esfuerzo en actividades a menudo diseñadas por ellos mismos y en otras ocasiones sugeridas por cuidadores (padres, maestros, monitores). Otros niños más pasivos intentan menos cosas pues tienen menos éxito en sus iniciativas quizá por falta de confianza o de entrenamiento. A menudo también por la baja calidad de sus funciones ejecutivas: son niños pasivos que podrían decirse a sí mismos: “Como nunca me sale nada bien, mejor no lo intento”. El filósofo y pedagogo José Antonio Marina relaciona las funciones ejecutivas con un concepto global, La inteligencia ejecutiva: Lo que los padres y docentes deben saber ,título de su reciente libro. Da que pensar.

Para estos niños, vencer cada reto es un nuevo juego con agradables recompensas. Sin embargo, los desafíos que plantean las pantallas, sobre todo los videojuegos, son menos estimulantes y a menudo más solitarios. Ante la consola pueden prosperar las habilidades visomanuales, entre otras, y existen destacables videojuegos educativos: pero son la solución de un momento. Lo que el mismo niño quiere, desea, elige, si le dan la oportunidad, es el juego libre, a veces dirigido, en entornos abiertos. Allí focalizan sus intereses y descubren aspectos ante los cuales quedan prendados, asombrados. Tal como señala Catherine L’Ecuyer en su libro Educar En El Asombro : “El asombro tiene un papel clave en el aprendizaje del niño”.

Para los niños, la belleza, el silencio y la aventura desencadenan auténticos torrentes de intereses y preguntas que están ausentes ante una pantalla que sobreestimula sin invitar a la acción y a la pregunta. En un tono más ensayístico y metafórico se podría decir que, antes de que las pantallas les hagan enmudecer, muchos niños, si juegan de verdad, son pequeños emprendedores llenos de curiosidad e ideas.

IGNASI DE BOFARULL

_________________________________________________________________

La Clave

Aprender desde el asombro

¿El aprendizaje se inicia desde dentro de la persona, o desde fuera? Platón decía que el asombro era el principio de la filosofía. La constatación de que algo es, mientras podría no ser. Tomás de Aquino hablaba del asombro como “el deseo para el conocimiento” y Chesterton decía que “del asombro parte la llama que ilumina los cuentos de hadas”.

Por otro lado, Dan Siegel, neurocientífico americano, afirma que existe algo más allá de la organización neurológica, una realidad intangible que actúa como motor de la persona. Según él, estaríamos a la expectativa del entorno, pero no completamente dependientes de ello. Y si es así, entendemos perfectamente el mecanismo por el que los niños que juegan aprenden más fácilmente que los que están entretenidos desde fuera hacia dentro.

Cuando se plantea el aprendizaje desde fuera hacia dentro, llenando la agenda de un sinfín de actividades estructuradas, los estímulos lo hacen todo por el niño porque sustituyen al asombro. El niño se acostumbra a niveles de estímulos cada vez más altos, por lo que su entorno cotidiano finalmente le aburre.

Esfuerzo y disciplina deben ir delante del caos controlado del juego libre, a través del cual la persona aprende desde la invención y el descubrimiento. El juego libre se caracteriza por el silencio que permite la reflexión y la concentración, imprescindible para la asimilación de los aprendizajes. El ruido continuo de las pantallas impide a nuestros hijos saborear la fibra misma de la vida y asombrarse por su belleza intrínseca, menos ruidosa pero no por ello menos importante. Así que cuando nuestros hijos se encuentran en la naturaleza, primera ventana de asombro de la infancia, y se sorprenden por el mero hecho de que la luna exista, ¡es que están filosofando! Es posible que lo veamos como una pérdida de tiempo, en el mundo frenético y utilitarista en el que estamos inmersos. Este asombro por lo que les rodea es lo que les llevará a ser ingeniosos, creativos. Desde el asombro, mirarán al cielo buscando explicación por la desaparición del humo que sale de las chimeneas, acercarán las hojas a las pinzas de la tijereta para ver si se hace con ellas y en la playa empezarán a inventarse tesoros por excavar. Todas estas preguntas y aventuras que parten del asombro de nuestros pequeños filósofos, si encuentran un entorno fértil en el juego libre, son el preámbulo de una reflexión aún más profunda sobre los misterios y las leyes de nuestro mundo.

CATHERINE L’ECUYER

Bibliografía

9788498677102Bajo presión: Cómo educar en un mundo hiperexigente de Carl Honoré

last-child-cover-lrg (1).jpgLast Child in the Woods: Saving Our Children From Nature-Deficit Disorder by Louv, Richard

51iX0EAFiiL._AA160_Educar en verde. Ideas para acercar a niños y niñas a la naturaleza, Heike Freire.

 9788415577423.jpgEducar En El Asombro. Catherine L` Ecuyer

 51ZO8zvo3+L._SX335_BO1,204,203,200_.jpgOcio y tiempo libre: un reto para la familia.Ignasi de Bofarull

 

Fuente: LA VANGUARDIA

 

“Para ser feliz, basta con dejar de ser no feliz”

entrevista-felix-toran-680x365_c.jpg

Para ser feliz, basta con dejar de ser no feliz.

Bonita frase.
Nos pasamos el día creando causas que van en contra de nuestra propia felicidad y que al final se anclan en el subconsciente convirtiéndose en resistencias que operan continuamente.

No tengo tiempo de nada.
Ese mantra nos programa precisamente para eso. No lo repita más y aprenda a gestionar el tiempo.

¿Por dónde empezamos?
Separando lo importante de lo no importante. La mayoría no sabe hacerlo porque no tiene un criterio para ello.

¿Cuál es el criterio?
Saber dónde queremos llegar, cuál es nuestra visión y nuestra misión en la vida, de la que se derivan valores y metas. Todo lo que vaya a favor de eso es importante; lo que nos separe de ello es un ladrón de tiempo.

¿…?
Puede ser una persona, una tarea, una situación. Cada persona tiene sus ladrones de tiempo, pero hay algunos muy extendidos, como las interrupciones, reuniones y llamadas no deseadas, el desorden, la multitarea.

Lo de tener una visión suena esotérico.
La visión es el propósito en la vida, en qué queremos convertirnos a largo plazo. El hecho de ponerlo por escrito nos cambia la vida, nos da un marco de referencia; si no, nos pasamos la vida en prueba y error.

¿Y lo de la misión?
Como mínimo es la de ser feliz. Se trata de un proceso de autodescubrimiento. Hay que cuestionarse tres cosas: quién soy, cuáles son mis talentos, qué voy a hacer con ellos y a quiénes voy a dirigirme. Si no sabemos por qué hacemos lo que hacemos, perdemos la motivación.

Cierto.
Mucha gente vive en el mundo de lo urgente y hace cosas que no son importantes para ellos, sino para otros, y encima eso les produce estrés. Hay que salir de esa zona. Estar ocupado no es malo, siempre y cuando estemos hablando de trabajo y no de esfuerzo.

Alto ahí.
Si lo que haces está alineado con tu misión y disfrutas haciéndolo, puedes estar muy ocupado, pero no agotado.

Deme más herramientas.
Dedique un tiempo a cada tarea y huya de la procrastinación.

Latinajo.
Significa dejar para más tarde. Yo soy partidario del hágalo ya. En el momento en que se te ocurre una idea, el universo entero está en la mejor configuración para que la pongas en marcha. Si estás inspirado la acción fluye sola, parece que todo encaja.

Dígame las tres cualidades básicas de un buen gestor del tiempo.
Son personas proactivas: no esperan que las cosas pasen, sino que hacen que las cosas pasen. En el universo rige la ley de causa y efecto: toda causa da lugar a un efecto.

La ciencia se fundamenta en ello.
Por tanto, si yo no hago nada nuevo, nada nuevo va a pasar. Si quieres conseguir algo, debes considerarlo un efecto y así empezar a crear las causas. La persona reactiva espera que las cosas pasen mágicamente.

Entendido.
El cóctel de la buena gestión del tiempo consiste en cuatro partes de disciplina y una de improvisación. Y hay que conocer el concepto del tiempo, saber que existe el tiempo verdadero y el falso.

Curiosa distinción.
El tiempo verdadero es el instante presente; el falso tiempo necesita de la mente (programar tareas, recordar…), muy útil, pero si nos excedemos deriva en estrés y enfermedad. En cambio, la conexión con el instante presente la usamos muy poco y es lo que nos hace felices y productivos.

¿Productivos?
El súmmum de la gestión del tiempo es la atención plena, cualidad milenaria que nos permite estar en contacto con el presente incluso usando la mente. Otro aspecto esencial es gestionar bien la energía.

No estar siempre agotado.
Hemos de ser conscientes de cómo fluctúa nuestra energía durante el día para dedicar a las tareas importantes nuestros momentos de máxima energía.


La concentración es otro punto importante. Es una cualidad que se desarrolla mediante la meditación. Si aprendemos a concentrarnos en la respiración, desarrollamos la capacidad de no dejarnos llevar por distracciones. Y no hay que olvidar nuestro personal departamento de ayuda: el subconsciente.

¿Cómo conseguir su ayuda?
Si somos capaces de crear una imagen mental clara de lo que queremos lograr y lo asociamos a emociones (que ayudan a que el contenido se grabe con más fuerza), empezaremos a percibir las oportunidades. Pero es fundamental eliminar las creencias limitantes (“yo no valgo…, no merezco…”), que operan sin que seamos conscientes.

Deme algún truco para poner a trabajar al subconsciente.
Escriba en un papel su objetivo (por el que ya estamos luchando, aquí no hay magia) y hágalo de manera correcta (en presente, en voz activa). “Quiero encontrar trabajo” implica carencia; escriba: “Encuentro trabajo”, imagine que ya lo tiene. Y aprenda a leer en su cuerpo, en sus sensaciones, porque es como se expresa el subconsciente.

Fuente: La Contra. La Vanguardia
etm_portadaPara compras e información del libro de Félix Torán, entra a este enlace: El tiempo en tus manos

Tranquilos y atentos como una rana: La meditación para niños…Con sus padres

 

41sKQnJI0+L

Antes de comenzar a escribir el artículo, mi mente divagaba por todos lados. Es verdad que a veces se nos hace difícil mantenernos conscientes y estar presentes. Tener plena conciencia de nosotros, nuestro cuerpo, nuestra respiración, de lo que estoy haciendo y experimentando en el aquí y en el ahora.

Yo en particular estoy agradecida, porque es gracias a que ya hace un tiempo empecé a practicar la meditación, que logro ver cuando mi mente se esparce y se va a pasados y/o futuros, que me hacen perder la conexión conmigo misma, soy consciente de esto, respiro y vuelvo a mi presente. A veces es difícil, porque la mente se va y se va y sin querer nos vamos con ella, perdiéndonos sin darnos cuenta. ¿Te ha pasado que muchas veces no te has dado ni cuenta como has hecho algo?, algo cotidiano, cualquier cosa como: caminar hasta el trabajo, conversar con alguien, cocinar…, llega un momento y dices: “No me di ni cuenta cómo lo hice”. No nos percatamos porque vamos en  piloto automático, sin sentir ni experimentar lo que estamos haciendo en el momento.

El estar presente, no es estar solamente físicamente en un lugar determinado. Podemos decir que pasamos tiempo con nuestra familia, con nuestros hijos, amigos, nuestra pareja; ¿pero es así realmente?, ¿estamos presentes?, ¿estamos conectados? O simplemente hacemos como que estamos. ¿Nos damos el tiempo para sentirnos a nosotros mismos y sentir al otro? ¿Hacer conexión a partir de la conexión que he hecho conmigo mismo primero?

En ocasiones no es tan fácil lograr lo que planteo arriba, no se nos ha enseñado a estar conectados con el aquí y el ahora. Hasta a veces creo que la sociedad ve como algo normal: que mientras me estoy duchando en la mañana, tengo la cabeza en el trabajo; o cuando estoy almorzando, tengo mis pensamientos planeando ya lo que compraré en el supermercado para comer los próximos días; cuando estoy descansando el fin de semana, no logro estar presente pensando en todo lo que me queda por hacer la semana que viene; cuando es lunes ya estoy esperando el viernes. Y así se nos va la vida, porque nuestra vida está aquí, ahora, esperando por nosotros, en este preciso instante, pero la postergamos, pensamos: cuando me asciendan seré feliz, cuando tenga aquella casa estaré tranquilo, cuando apruebe el examen celebraré, cuando me vaya de viaje, disfrutaré, descansaré.

 Toda esta vida de prisas y de vivir en “subjuntivo y futuro”, de  estrés, angustia, se la estamos traspasando a nuestros niños. Porque sí podemos planificar, tener objetivos, metas, pero que todo esto no nos quite la magia de disfrutar del camino, no les quitemos esta magia a nuestros niños también.

Muchos padres se dirán: “Es que no logro una conexión con mis hijos”, y yo me digo a mí misma, cómo esperamos hacer eso si ni siquiera nos damos el tiempo para conectar con nosotros mismos. O vemos niños ansiosos, estresados, desconcentrados, y cómo no esperarlo si los llenamos de actividades, obligaciones, tareas, ni tiempo para el juego tienen, y a veces la mejor solución y la “más rápida” es un especialista; porque el niño no atiende, no logra concentrarse, es como si estuviera pensando en otras cosas.

He aprendido y comprobado que la angustia, la prisa, la ansiedad y el estrés vienen, aparecen, cuando vivimos alejados de nosotros, desde afuera, esto quiere decir siguiendo ritmos externos, deseos y necesidades externas. Porque cuando me desconecto de mí, cuando no sigo mi brújula interna, viene el miedo que es el origen de todas estas ansiedades y angustias.  Nosotros en esencia somos paz, somos amor, por lo tanto si logro ser consciente de esta desconexión y vuelvo a mí mismo nuevamente, todo temor y angustia desaparece…

¿Cuál es la educación que queremos dar a nuestros hijos? Una educación llena de prisas, estrés…, o quieres que aprendan a disfrutar de su vida, de cada instante, que se sientan vivos , que digan: “¡Es lunes, qué maravilloso, porque cada día es maravilloso para mí!  ¡Amo lo que hago en cada instante de mi vida!

Podemos enseñarles y podemos aprender junto a ellos, que ya no se nos pase nuestra vida por delante, detengámonos, respiremos, hagamos conexión, estemos presentes.

En este libro que te muestro a continuación que se titula: “Tranquilos y Atentos como una rana”, puedes encontrar una guía para que junto a tus hijos te adentres en el mundo del “Mindfulness”, la atención plena, el estar presentes. Trae una serie de ejercicios y meditaciones dirigidas a los niños junto a sus padres. Su autora es Eline Snel, una conocida formadora de mindfulness para niños. Si quieres saber más sobre ella y su trabajo, te invito a que visites estos enlaces en el blog:

“A los niños no se les enseña a concentrarse” , ELINE SNEL

Entrevista a Eline Snel, formadora de mindfulness para niños: ¿Mi consejo a los padres? “¡Escucha, escucha, escucha a tus hijos!”

“El mindfulness les da desde pequeños una visión de cómo funciona su cabeza, de cómo se distraen y de cómo pueden influir en su propia mente para estar más tranquilos y ser más conscientes. También aprenden cómo manejar los momentos de estrés. Algunos niños rumian muchos las cosas y tienen pensamientos dolorosos. El mindfulness les ayuda a concentrarse en su respiración, en vez de estar preocupándose”. Eline Snel

rana

“Los niños de hoy suelen ser inquietos y dispersos. A algunos les cuesta conciliar el sueño, otros están incluso estresados. ¿Cómo ayudarlos a calmarse y relajarse? ¿Cómo lograr que se concentren en lo que hacen? La meditación es una herramienta sencilla y eficaz, que se adapta perfectamente a las necesidades de los pequeños y les puede aportar beneficios inmediatos. Este libro ofrece historias y ejercicios simples y breves que los niños podrán practicar a diario. Está dirigido a niños y niñas de 5 a 12 años y a sus padres, que pueden acompañarlos en su práctica. La autora ha basado sus técnicas en el método de mindfulness desarrollado por Jon Kabat-Zinn. Los resultados han demostrado que los niños que practican estos ejercicios duermen mejor, están más concentrados y serenos y se sienten más seguros. Tranquilos y atentos como una rana se ha convertido ya en un éxito de ventas en Holanda y Francia y ha sido traducido a numerosos idiomas”. Ve y compra en Amazon

De esta manera junto a tus hijos y/o alumnos podrás darte un tiempo para conectarte, estar presente y aprender de los placeres que nos da la vida en el Aquí y el Ahora. 

3fda2bc124656a7213ab5d08d8be2268

Y recuerda siempre: “Respira, TU VIDA ES HOY”…

 

 1932487_10205060856181554_3718532437824620895_n (1) (4) Autora: Evelyn E.

Creadora de la página Cambiemos el Mundo, cambiemos la Educación. 

                                                                 logo